Inicio » 2013 » Junio » 26 » La leyenda de Valhalla
06:57:34
La leyenda de Valhalla

En esta ocasión os escribiré sobre un tema diferente, una simple leyenda nórdica.

Aunque las leyendas nórdicas son bastante desconocidas para mi, hoy me ha dado por explorar ese mundo.

En primer lugar os constare, que Valhalla (salón de los muertos), no es más que un gran y lujoso salón, ubicado en la ciudad de Asgard, la cual es gobernada por Odin.

Odin (también conocido como Wotan), es el principal dios de la mitología nórdica, Odin es el dios de la sabiduría, la guerra y la muerte.

Odin, elegía los soldados más heroicos muertos en combate, estos eran conducidos por las valquirias (deidades femeninas bajo el mando de Freyja) y el resto, eran enviados al Fólkvangr (campo del ejército), que era donde vivía la diosa Freyja.

Los espíritus de estos guerreros heroicos (einherger), que eran reunidos en Valhalla para prepararse para ayudar a Odin en el Ragnarök (destino de los dioses), una futura batalla que será emprendida por los dioses, en la apocalíptica batalla del fin del mundo, que será liderada por Odin, donde casi todo el universo será destruido.

El salón de Valhalla, es una gran habitación en el palacio de Odín, donde se juntan los espíritus de los guerreros muertos en combate (einherjer), esta habitación tiene quinientas cuarenta puertas, sus muros están formados por lanzas, su techo cubierto de escudos dorados y sus bancos cubiertos de armaduras.

Cuenta la leyenda, que los guerreros (einherjer) se preparan para Asistir a Odín en el Ragnarök y por la noche regresan al Valhalla para disfrutar de banquetes a base de carne de jabalí.

Esta carne era del jabalí divino Sehrimnir, el cual era matado cada día por Andhrimnir (el cocinero) y era hervido en una gran caldera.

Sehrimnir, renacía cada día antes de la hora de la cena.

Después de comer y beber los guerreros hasta no poder mas, agarraban sus armas, dirigiéndose a un gran patio, donde luchaban sin piedad entre ellos, recordando sus hazañas, pero milagrosamente, cuando sonaba el cuerno que les anunciaba la cena, todas sus heridas sanaban, marchando felices y contentos a llenar de nuevo la tripa.

Las valkirias, transportaban en sus veloces corceles a la mitad de los guerreros muertos en el campo de batalla (el mas honorable de los oficios), hasta Valhalla, donde eran recibidos por Hermod y Gragi, hijos de Odín, para a continuación llevar a los guerreros ante el trono de su padre, Odín, el cual se levantaba de su trono para darles la bienvenida.

Los guerreros que no tenían suficientes honores para ser llevados a Valhalla, eran llevados a Niflheim (hogar de la niebla).

 

 

Vistas: 170 | Agregado por: jorbasmar | Valoración: 0.0/0
Total de comentarios: 0
Nombre *:
Email *:
Código *: