Inicio » 2015 » Diciembre » 28 » Arroz al horno con huevo
07:15:35
Arroz al horno con huevo

 

El otro día, cotilleando, encontré una deliciosa receta, la cual nos explica una forma diferente de preparar arroz.

La receta original, la podéis encontrar en el blog “Comer rico y sano,” en su post “Arroz con costra de mi abuela.”

Como terminaba de comer pollo, pero hacía días que no usaba el arroz y además casi siempre lo hago con pescado y alitas de pollo, en esta ocasión he optado por acompañar el arroz de longaniza, chorizo y morcilla, eso sí cometí un error imperdonable, se me olvido ponerle la sal, y aunque tanto la morcilla, el chorizo y la longaniza ya llevan sal, además de ser poco adictos a la sal en casa, quedo un poco soso, pero el plato quedó limpio.

 

Ingredientes (4 personas):

 

40 cm de longaniza

1 chorizo de freír

1 morcilla de cebolla

4 huevos (1 cocido, para decorar)

Sobras de salsa Boloñesa (receta)

4 ajos

Colorante artificial (azafrán)

Finas hierbas (mix de especias variadas)

Sal (que se quedó dentro del salero)

 

Preparación:

 

Como cuando cuezo huevos, siempre cuezo de más, el huevo ya lo tenía cocido en la nevera.

Lo mismo ocurre con la salsa Boloñesa que me sobro de preparar unos macarrones y también suelo hacer de más y las sobras guardarlas en el congelador para días vagos.

Comencemos a realizar la receta.

En una cazuela de barro, colocamos aceite de oliva, los ajos pelados y la longaniza cortada a rodajas gruesecitas.

Doramos los ajos y la longaniza.

Añadimos la salsa boloñesa y le damos unas vueltas para que sus sabores se mezclen.

Añadimos 4 puñaditos de arroz (1 por persona), les damos unas vueltas y agregamos unos 350 ml de agua, removiendo todo.

Añadimos el colorante, las especias y la sal que yo dejé en el salero.

Bajamos el fuego y dejamos cocer hasta que casi se haya evaporado la totalidad del agua y el arroz este casi tierno.

En ese momento se retira el arroz del fuego, se alisa con ayuda de una cuchara y se decora con el huevo duro partido en dos mitades.

Cortamos a rodajas el chorizo y la morcilla y las colocamos alternativamente alrededor de la cazuelita, clavando las rodajas en el arroz.

Batimos los tres huevos restantes y los volcamos sobre el arroz.

Horneamos, sin precalentar a unos 200º con calor arriba y abajo, unos 40 minutos, o hasta que el huevo se nos cuaje.

Antes de servir, espolvorear con perejil fresco picadito.

Si servimos con cuidado podemos presentarlo como si fuera un corte triangular de tortilla.

Si lo preferís también antes de poner el chorizo y los huevos podéis colocarlo en cazuelitas individuales y decorarlas por separado, antes de hornearlas.

A pesar de no tener sal, delicioso.

Vistas: 36 | Agregado por: jorbasmar | Valoración: 0.0/0
Total de comentarios: 0
Nombre *:
Email *:
Código *: